Diseño de Logotipo

Logotipo diseñado por Mª José Ruiz, alumna de Educación Plástica de 4º de ESO en el curso 2013-14.

BLOG DE LA BIBLIOTECA DEL IES "PARQUE GOYA"

domingo, 16 de noviembre de 2014

RESEÑAS DE HALLOWEEN

TEATRO DE HALLOWEEN

            El 31 de octubre, día de Halloween, nos llevaron al salón de actos a la quinta hora. Todos sabíamos que habría una representación de teatro, pero nadie se imaginaba lo que iba a ocurrir. Unos se esperaban un gran decorado con multitud de actores y una trepidante historia, y otros se conformaban con un par de personaje y uno de los clásicos cuentos de miedo. Digamos que todos acertaron en parte.

            Primero, nos llevaron, en silencio, por los pasillos. De repente, en un recodo de los pasillos, encontramos una camilla de hospital con una niña encima. Aquí llegó la primera sorpresa. Nos hicieron sentar y, sin previo aviso, empezó una representación sobre una niña poseída y un exorcismo. Fue espontánea y muy dinámica. La verdad es que estaba muy bien hecha y dio algún que otro susto. 

            De ahí, pasamos al teatro donde empezaría el espectáculo de verdad. En el escenario había una señora como petrificada. Hasta que nos sentamos todos y nos callamos, no habló. Dijo que venía de la Mansión de los Doce Robles, y que ahí cuidaba de muchos fantasmas. Dijo que nos contaría la historia del espíritu de Lu Shi y que lo invocaría. Así pues nos enteramos de cómo murió y cómo lo había atrapado en un cofre para llevárselo a su mansión. Entonces nos despedimos, y nos fuimos a clase comentando todo lo que habíamos visto.

            A la salida del instituto, todos hablaban de la magnífica representación. Unos alardeaban diciendo que no les había dado miedo, otros admitían que se habían asustado un poco. Pero casi todos coincidíamos en que había sido genial y muy descriptiva. Aun así, un pequeño grupo decía que se esperaban algo más terrorífico, pero al final, todos decidimos que fue algo muy diferente al colegio y que estaba muy bien hecho. Nos había encantado y, sinceramente, perder una hora de clase estaba muy bien.

                                                                                  Rodrigo León Nardo, 1ºC ESO.

1 comentario: